Agendistas

Veracruz, recursos federales desperdiciados por el gobierno del estado: Hilario Barcelata

Hilario Barcelata

En 2015 el gobierno de Veracruz recibió 9,019 millones de pesos (mdp) de recursos federales para ser aplicados como Inversión pública en diferentes programas, pero no se utilizaron en su totalidad, de manera que se generó un subejercicio por 5,445 mdp. Esto representa un desperdicio de recursos inexplicable, puesto que el dinero forma parte de los fondos que la federación transfiere y deposita al Estado y están ahí, listos para ser gastados. Lo que hay que preguntar es, si el dinero aún está en las cuentas bancarias correspondientes o ya no está. En caso de que aun esté, se trata de un acto de irresponsabilidad e ineficiencia administrativa. Si no está, se trata de un acto de corrupción.

En cualquiera de los dos casos, esta situación hará que la Auditoría Superior de la Federación presente “observaciones por presunto daño patrimonial” al auditar el uso de estos recursos públicos en la Cuenta Pública Federal 2015. Y por supuesto, también deberá ser causa de solicitudes de aclaración y de observaciones en la revisión de la Cuenta Pública 2015 del gobierno del estado que se encuentra realizando el ORFIS.

 

El subejercicio en el que incurrió el gobierno de Veracruz se ubica en un amplio conjunto de fondos federales, entre los cuales se encuentra, en primer lugar, el Fondo para la Infraestructura Social Estatal (FISE) en el que se observa un subejercicio por 1,802 mdp, ya que sólo se gastaron 320 mdp de los 2,122 que se presupuestaron. En segundo término está el Fondo de Aportaciones Múltiples (FAM) con un subejercicio de 1,510 mdp, que es resultado de sólo haber utilizado 750 mdp de un total de 2,260 mdp que se tenían disponibles.

 

Otros fondos con subejercicios importantes son: el Fondo para las entidades federativas y municipios productores de hidrocarburos del que se recibieron 623 mdp y sólo se gastaron 195, por lo que se dejaron de utilizar 429 mdp; el Fondo Regional (FONREGION) del que se dejaron de aplicar 375 mdp y el de Contingencias económicas para la Inversión (CONTINVER) en el que no se utilizaron 203 mdp. En conjunto, estos cinco fondos concentran el 80% del total del subejercicio mencionado.

Hay que insistir en que la falta de aplicación de estos recursos genera un daño dramático a la economía y al bienestar de Veracruz, toda vez que se trata de dinero destinado a programas para que atienden necesidades básicas de la población y, por ser para obra pública, pueden generar un impacto importante en la actividad económica, activando la producción y el empleo. Nada de eso sucedió porque el dinero no llegó a su destino. Una vez más, los corruptos dañaron a Veracruz.

About the Author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *