Nacional

La CNDH pide a Ssa y Cofepris entregar “de inmediato” el medicamento para niños con cáncer

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) pidió a la Secretaría de Salud (Ssa) y a la Comisión Federal para la Protección Contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) implementar medidas cautelares para que “de inmediato” se ejecuten las acciones necesarias para abastecer el Metotrexato en los hospitales donde existe desabasto, a fin de garantizar y salvaguardar el derecho a la salud de los niños con cáncer.

Además, dio a conocer que ya inició un expediente de queja por el desabasto del medicamento, y exigió a los responsables asegurar la entrega oportuna e ininterrumpida, a fin de evitar que incumplan con sus obligaciones institucionales de atención a la enfermedad.

En un documento dirigido a los titulares de la Ssa, Jorge Alcocer Varela, y de la Cofepris, José Alonso Novelo Baeza, la CNDH precisó que 300 niños con cáncer, leucemia, linfoma y osteosarcoma son los que esperan recibir el medicamento, que es “necesario e insustituible” para su tratamiento, por lo que invitó a las dependencias a implementar las medidas necesarias para garantizarlos, sin menoscabo de sus actividades de supervisión y control sanitario.

De acuerdo con el organismo, la observancia del principio del interés superior de la niñez es fundamental, y el desempeño de las instituciones de salud –subrayó– es primordial para garantizarlo.

Ayer, directivos del Hospital Infantil de México “Federico Gómez” (HIMFG) anunciaron la liberación de 400 frascos de Metotrexato de 500 miligramos, por parte del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), que será suficiente para una semana y media de tratamiento.

Esta mañana, en conferencia de prensa, Zoé Robledo, director general del IMSS, informó que por anoche el titular de la Comisión Coordinadora de Institutos Nacionales de Salud y Hospitales de Alta Especialidad (CCINSHAE), Alejandro Mohar Betancourt, le hizo saber que ya contaban con el medicamento y que no sería necesario recibir el préstamo del IMSS.

“Ayer pusimos a disposición un número importante, 400 frascos, nos dijeron que requerían 20, entonces los ofrecimos, pero al final la instrucción fue que ya lo tenían cubierto, que ya no lo necesitaban”, apuntó.

Sin embargo, el medicamento no llegó al Hospital Infantil, adonde los padres acudieron desde temprano con la esperanza de poder reprogramar la administración del tratamiento para sus hijos, pues temen que la enfermedad avance.

Los familiares denunciaron que el desabasto se extendió a las farmacias locales, y las que llegan a contar con el Metotrexato lo están vendiendo hasta en 800 pesos, es decir, casi el triple de su valor original de 300 pesos.

La Cofepris explicó que las instalaciones de la farmacéutica PISA, responsable de manufacturar y comercializar la medicina en la Ciudad de México, se encuentran cerradas debido a “inconsistencias” en sus procesos de producción.

Sin embargo, dijo, al momento de aplicar la medida (en mayo de 2019) ninguno de los productos de la farmacéutica fue asegurado, por lo que podrá distribuir y comercializar los lotes que hayan producido antes de su aplicación y que estén disponibles en los almacenes de la empresa ubicados en otras entidades del país.

Agregó que en los últimos cinco años expidió seis registros sanitarios, para producir el Metotrexato, a farmacéuticas nacionales, cinco de las cuales tienen permisos de exportación vigentes hasta 2020, lo que equivale a más de 35 millones de unidades, en cajas de tabletas o ampolletas inyectables.

Ante la incertidumbre sobre el abasto del medicamento, una comisión de padres acudió hoy a la Cámara de Diputados, donde fueron recibidos por la presidenta de la Comisión de Derechos de la Niñez y Adolescencia, Rosalba Valencia Cruz.

En la reunión, manifestaron a la diputada morenista que el Metotrexato representa 85% del tratamiento de los niños con leucemia, y no puede sustituirse por otro ni retrasarse su aplicación, como aseguró ayer el secretario de Salud, Jorge Alcocer Varela.

“El Metotrexato como tal tiene inclusive varios otros compuestos que hacen que se pueda sustituir, pero, bueno, es una decisión médica, yo lo he manejado mucho porque sé de ello. Y lo segundo es que si no se da una dosis puede esperarse unos días, no hay ninguna urgencia médicamente”, afirmó ayer el funcionario federal al ser cuestionado sobre el desabasto.

En respuesta, Israel Rivas Bastidas, uno de los padres afectados, expresó que se sintieron ofendidos con la declaración del titular de la Ssa, y señaló que le “haría mucho bien que nos ofreciera una disculpa”.

Además, sostuvo que no es la primera vez que los niños se quedan sin medicamento, por lo que desde hace tres meses solicitaron por escrito una audiencia con el presidente Andrés Manuel López Obrador, pero hasta ahora no han tenido respuesta

Tras el encuentro, la diputada Valencia Cruz se comprometió a fungir como interlocutora entre los padres de familia, el secretario de Salud y los funcionarios de la Cofepris, para dar solución al problema.

El pasado lunes 26, los padres de familia cerraron los accesos al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), en protesta por el desabasto del medicamento contra el cáncer.

Proceso

About the Author